TENDENCIAS

Una startup crea un robot que te convierte en inmortal

3 COMENTARIOS

750x500_shutterstock_342451718

La startup Humai está trabajando en la forma de transferir la conciencia de una persona en un cuerpo artificial (o robot) después de su muerte. El sueño de ser inmortal, está cada día más cerca.

La muerte es uno de los tema tabú por excelencia. Sabemos que está ahí, que nos llegará a todos, y soñamos, ilusos, con recuperar a alguien ya fallecido. Pero quizás éste último punto no esté tan lejano cómo pensamos.

‘La muerte no es inevitable’

humai-robot-muerte

En Humai no ven la muerte como algo inevitable. ‘No tenemos miedo, pero no estamos seguros de morir del todo algún día’, dicen. Y todo gracias a un robot al que implantarle nuestro cerebro.

Lógicamente, poder encontrarnos con seres ya fallecidos es uno de los mayores deseos de todas las personas. Pero no a cualquier precio. Si su tono de voz, reacciones o comportamiento no se pareciera al del hombre o mujer en cuestión, nos causaría rechazo.

Por ello, según el CEO de Humai, Josh Bocanegra, se están estudiando estilos de conversaciones, patrones de comportamiento, pensamiento e información de cómo funciona un cuerpo concreto desde dentro hacia afuera. Para ello, usan la inteligencia artificial y la nanotecnología. 

Una vez se tengan todos los datos, se codificarán en tecnologías de sensores diversas que se integrarán en un cuerpo artificial con el ‘cerebro’ de la persona fallecida.

shutterstock_343345958

Lógicamente, este proceso se plantea a futuro. No podemos recuperar a los ya han fallecido, pero sí prepararnos para la muerte que, tarde o temprano, llegará a todos.

Por ello, la startup trabaja recogiendo datos extensos de personas vivas a través de diferentes apps. Una vez que mueran, se congelarán criogénicamente los cerebros y una vez que la tecnología esté completamente desarrollada, se implantaría en un robot.

Y aquí ya se plantea el primer problema. No sólo tendrá que mejorar y desarrollar la tecnología, también las leyes.

El primer resucitado, en 30 años

La empresa es bastante optimista en la obtención de resultados y piensa que será capaz de ‘devolver a la vida’ o dicho de otra forma ‘resucitar’, al primer ser humano en los próximos 30 años. 

Lo cierto es que Humai sólo tiene 4 empleados, y es bastante difícil imaginar un proyecto de este envergadura en manos de sólo 4 personas.

Clonación, congelación criogénica, cerebros humanos en cuerpos artificiales… A día de hoy parece realmente impensable, pero tal y como avanza el mundo, nada es imposible. La pregunta ahora es ¿llegaremos a verlo nosotros? 

HACE 3 AÑOS