REVIEWS

‘La bella y la bestia’ vuelve (otra vez) al cine

La bella y la bestia’, la enésima adaptación del relato clásico francés, vuelve a los cines y lo hace por segunda vez con el sello Disney. La diferencia: esta vez es en imagen real y no en animación como a principios de los años 90. Aprovechando este hecho, aquí tienes un repaso a las versiones que se han estrenado en pantalla grande. Quedan fuera las series de televisión, que también hay unas cuantas. Al final, resulta que este cuento de hadas ha sido explotado al máximo.

Antes de empezar a hablar de las distintas adaptaciones cinematográficas de ‘La bella y la bestia’, conviene recordar brevemente el origen y el argumento de este cuento.

El cuento clásico francés

Imagen de La bella y la bestia, la versión de 2017 de Disney.

El origen del cuento de ‘La bella y la bestia’ es desconocido. No se sabe quién lo creó, pero sí que la escritora francesa Gabrielle-Suzanne Barbot de Villeneuve fue quien lo publicó por primera vez en 1740. Dieciséis años más tarde, Jeanne-Marie Leprince de Beaumont publicó una versión más reducida, que es la más famosa y la que ha dado pie a las versiones en cine.

En la versión de Beaumont, un padre llega a un castillo que parece abandonado y corta una rosa para una de sus tres hijas, lo que provoca que lo capture una bestia con capacidad de raciocinio. Este ser le perdona la vida y le concede la libertad a cambio de que ocupe su lugar una de sus hijas. Eso es lo que hace Bella.

Poco a poco, esta joven se enamorará de la bestia, un sentimiento que es recíproco. Al final, ella salvará la vida de la criatura al confesarle que lo ama. Al decir esas palabras, se rompe el encantamiento y quien era una bestia en realidad resulta ser un príncipe hechizado. Y como en la mayor parte de los cuentos, vivieron felices y comieron perdices. Hasta aquí, el cuento. Ahora toca ver lo que ha hecho el cine con esta obra. ¿La ha adaptado con éxito? ¿Hay de todo como en botica?

Como he comentado antes, las series de televisión han quedado fuera del post por hacer éste más concreto y conciso. También han quedado fuera adaptaciones que no tienen nada que ver aunque lo parezca. Me refiero, por ejemplo, a cierto film de 2008 protagonizado por Paris Hilton. No has leído mal: por Paris Hilton. ‘La bella y la bestia’ se tituló en España, pero más parece contar la historia de Betty la Fea que la del cuento francés. Aquí tienes el tráiler por si quieres echarle un vistazo. El horror hecho ¿cine?

‘La bella y la bestia’ (2017, Estados Unidos)

Bill Condon dirige la enésima adaptación de ‘La bella y la bestia’. Lo interesante en este caso no es tanto quien la dirige, ni siquiera quién la protagoniza. Lo curioso es que es la segunda adaptación de Disney del mismo cuento. ¿Falta de ideas? Más bien perspectivas de negocio redondo.

Siguiendo una de sus líneas estratégicas de éxito respecto a las producciones cinematográficas, Disney está adaptando a imagen real sus clásicos animados. ‘Alicia en el País de las Maravillas’ abrió la veda y le han seguido ‘Maléfica’, ‘Cenicienta’, ‘El libro de la selva’, ahora ‘La bella y la bestia’ y las que vendrán después. La taquilla está respaldando a estos remakes e incluso más de uno ha sido alabado por la crítica.

La versión más moderna del cuento francés está protagonizada por Emma Watson (Hermione en la saga de Harry Potter) como Bella. Curiosamente, rechazó el papel de actriz principal en ‘La ciudad de las estrellas (La La Land)’ por rodar este largometraje. De encarnar a la Bestia se encarga Dan Stevens. Una bestia, por cierto, menos terrorífica que la de dibujos animados, con los colmillos más cortos. El villano, Gastón, corre a cargo de Luke Evans.

Imagen de La bella y la bestia, la versión de 2017 de Disney.

La película es un remake de la versión animada y no lo oculta. ¿Para qué? En Disney confían en volver a ganar millones a lo bestia. Lo contrario sería una sorpresa. Se ve que la producción está muy cuidada en el aspecto visual y en el vestuario. En el reparto destacan también otros muchos nombres muy conocidos por el gran público como Ewan McGregor (Lumière, el candelabro), Ian McKellen (Din Don, el reloj) y Emma Thompson (la señora Potts, la tetera).

Para acabar de rematar la jugada y captar la atención, Disney ha recuperado varias canciones de la adaptación de dibujos animados del 91. La nostalgia es poderosa a la hora de llevar gente al cine. Si entonces triunfaron y siguen en la memoria de la gente, ¿por qué no recuperarlas?

Un último apunte: la polémica también ha acompañado a este estreno porque Le Fou, el amigo de Gastón, se ha convertido en el primer personaje abiertamente homosexual de una obra de Disney. La sociedad cambia con el paso del tiempo y la casa del ratón Mickey tampoco es ajena a esos cambios.

‘La bella y la bestia’ (Francia, 2014)

La anterior adaptación cinematográfica del cuento es la francesa de 2014. Muy poco tiempo ha pasado entre ambas aunque sirve como excusa que son de nacionalidades diferentes. ¿Qué diferencias hay respecto a la que protagonizan Emma Watson y Dan Stevens? El presupuesto es una de ellas. La calidad de los efectos de Disney está fuera del alcance incluso para el cine francés, pero no por ello esta versión luce mal. Al contrario: visualmente es bonita.

Otro cambio está en la vida anterior de Bestia. Éste recibió la maldición por cazar por error a su esposa, que era una ninfa del bosque y se había transformado en ciervo. Por cierto, y hablando de Bestia, Vincent Cassel tiene un aspecto felino y poco monstruoso. Además, no debía querer que le quitasen el hechizo porque parece más joven encantado que como humano. En cuanto a Bella, la interpreta la sensual y curvilínea Léa Seydoux y hay unas criaturas con orejas largas en lugar de los objetos animados.

‘La bella y la bestia’ (Australia, 2009)

La versión francesa tiene puntos fuertes y débiles. Esta adaptación australiana acapara los segundos. No hay más que ver el tráiler de arriba para darse cuenta: una Bestia que parece un tipo deforme sin más, unos efectos especiales de baratillo y una Bella que va por la Edad Media ¡en minifalda! Realmente no es culpa suya porque su exuberante anatomía le impide ver lo que lleva puesto de ropa. Un despiste anacrónico lo tiene cualquiera.

Si te atreves a ver esta versión de ‘La bella y la bestia’, quizá tengas suerte y te guste. Como comedia involuntaria hay quienes dicen que funciona bastante bien. Te ríes de lo mala que es. Desde luego, no esperes grandes interpretaciones de sus protagonistas. Estella Warren y Victor Parascos no son lo que se dice actores del método. Por decirlo finamente.

‘La bella y la bestia’ (Estados Unidos, 1991)

La versión animada que conocemos todos. Si no la has visto o desconoces su existencia aunque sea de oídas, o has estado en el espacio los últimos 26 años o de ermitaño en una cueva. Esta película ha sido uno de los grandes éxitos de Disney. En lo económico porque con un coste de 25 millones de dólares recaudó casi 17 veces más (424 millones). En lo artístico porque fue nominada a 6 Oscar, incluido Mejor película (un éxito de por sí), y ganó dos: Mejor banda sonora y Mejor canción.

Precisamente, las canciones de este film son magníficas. Y de la animación, para qué hablar. Sobresaliente. ‘La bella y la bestia’ es un largometraje que al momento se convirtió en un clásico (Disney). Entre las curiosidades, Angela Lansbury, la sagaz Jessica Fletcher de ‘Se ha escrito un crimen’, prestó su voz a la señora Potts y cantó una de las canciones.

‘La bella y la bestia’ (Estados Unidos, 1987)

Pocos años antes del éxito de Disney, llegó el primer musical de ‘La bella y la bestia’. Rodado en Israel, está protagonizado por la angelical Rebecca de Mornay (todavía no había hecho de niñera maquiavélica en ‘La mano que mece la cuna’) y John Savage.

Respecto a la versión estadounidense de 1962, se observa una clara mejoría en el aspecto visual, tanto en los escenarios como en el vestuario y el aspecto de Bestia. Los dibujos animados serían los que acabarían de poner a este cuento francés en lo más alto.

‘La bella y la bestia’ (Checoslovaquia, 1978)

Muy poco conocida adaptación del cuento clásico rodada en Checoslovaquia muchísimos años antes de que Disney diera la campanada con su versión animada. Como es evidente, no se puede comparar a esta película con otras posteriores en cuanto a efectos especiales, vestuario, etcétera. Pero incluso desde su precariedad de medios, el resultado final es más que digno. Es un film más oscuro que los posteriores.

Lo más destacado del apartado visual es el aspecto de Bestia, que en vez de tener rasgos de mamífero, ya sea una especie de león o de oso, parece un pájaro. Otro aspecto a reseñar es que la Bestia tiene problemas existenciales desde que conoce a Bella. Se arrepiente de su condición de monstruo e intenta no serlo. Para ello mantiene largas conversaciones consigo mismo que no envidian a las de Gollum y Smeagol en la trilogía de ‘El Señor de los Anillos’.

‘La bella y la bestia’ (Estados Unidos, 1962)

la-bella-y-la-bestia-1962-mediatrends
Imagen de la película La bella y la bestia de 1962, la primera adaptación estadounidense del cuento clásico francés.

La primera versión estadounidense del cuento francés fue ésta dirigida por Edward L. Cahn y protagonizada por Joyce Taylor y Mark Damon. Es un film de bajo presupuesto, de serie B, algo muy evidente en el aspecto del monstruo, muy poco monstruoso. La caracterización deja mucho que desear y es bastante peor que la de la obra que cierra este artículo a pesar de ser más de tres lustros posterior.

Hollywood todavía no había visto el potencial de esta historia. Tardaría casi tres décadas. Tampoco ayudó mucho esta cinta, que tiene críticas regulares tirando a malas.

‘La bella y la bestia’ (Francia, 1946)

La película francesa que rodó en 1946 el director Jean Cocteau recibió buenas críticas en su estreno y las ha seguido recibiendo después. Por ejemplo, la revista Empire la situó en 2010 en el puesto 26 entre las 100 mejores películas de la historia. Ahí es nada. Es la primera adaptación cinematográfica conocida.

El clásico francés está tratado de una forma muy clásica, valga la redundancia. Y muy simbólica. El acabado técnico está bien para la época y la obra destila imaginación a la hora de mostrar algunos pasajes. No hay más que ver el aspecto de Bestia, mejor que el de adaptaciones posteriores, para comprobarlo. La actriz Josette Day y el actor Jean Marais protagonizaron esta versión de ‘La bella y la bestia’.

HACE 2 MESES

 

¿Tienes algo que añadir a esta historia? Compártelo en los comentarios.

Deja un comentario

Últimos comentarios en las Redes Sociales

    RT @ecartelera: Descubre la escena de #LaBellaylaBestia que Bill Condon tuvo que ELIMINAR porque confundía al público https://t.co/RKdN30YA…
    RT @Vict0rGarcia: Así es como @ThatDanStevens daba vida a 'Bestia' en 'Beauty and the Beast' 😃 #BeautyAndTheBeast #LaBellaYLaBestia https:/…
    RT @ecartelera: Descubre la escena de #LaBellaylaBestia que Bill Condon tuvo que ELIMINAR porque confundía al público https://t.co/RKdN30YA…
    Descubre la escena de #LaBellaylaBestia que Bill Condon tuvo que ELIMINAR porque confundía al público… https://t.co/0DzIU2uoHK
    RT @TeamAraiza: HERMOSO escuchar a nuestra suegra hermosa #NormaHerrera como Mrs. Potts en #LaBellaYLaBestia #FelizCumpleaños https://t.co/…
    RT @_Dumain_: Retratos del Príncipe Adam y de Gastón en la versión animada #LaBellaylaBestia #BeautyandtheBeast #Disney https://t.co/ADjq…
    RT @Vict0rGarcia: Así es como @ThatDanStevens daba vida a 'Bestia' en 'Beauty and the Beast' 😃 #BeautyAndTheBeast #LaBellaYLaBestia https:/…
    Inspirada en el clásico #LaBellayLaBestia 🌹 ¡Súper #ofertas en papel! #kindle ► https://t.co/89AgQGOV2r #romance… https://t.co/GpO5qiF4lN