Android Wear 2.0: así es el nuevo software de Google para el smartwatch

Android Wear 2.0, la versión más actualizada del sistema operativo de Google para ‘smartwatches’ hasta el momento, ya está aquí. Aunque de momento solo lo han incorporado dos modelos de relojes inteligentes, decenas de marcas planean incluirlo en sus dispositivos durante los próximos meses.

Los más impacientes ya pueden elegir entre el LG Watch Style y el LG Watch Sport, los relojes que ya han estrenado esta actualización del ‘software’ de Google. Desde Huawei a Casio, pasando por marcas más alejadas de la tecnología y más cercanas al mundo de la moda y los accesorios como Hugo Boss o Diesel, todas ellas figuran en la lista de fabricantes que se sumarán dentro de poco.

Los de Mountain View han apostado especialmente por los diseños personalizados para la interfaz, la monitorización de la actividad física y la autonomía en el uso de las aplicaciones. La nueva cara de Android Wear trae consigo un buen puñado de novedades que vamos a desgranar a continuación.

Las aplicaciones se independizan

Dentro del ecosistema de la renovada versión del sistema operativo, las aplicaciones ya no necesitan tener un móvil cerca para funcionar. Las apps pueden descargarse directamente desde Google Play en la pantalla del reloj, solo hace falta conectarse por Bluetooth o WiFi, y se ejecutan de manera autónoma.

Esta independencia convierte a los smartwatches en dispositivos mucho más funcionales por sí solos (sobre todo si disponen de tarjeta SIM y, por lo tanto, conexión de datos). Entre otras cosas, permiten tener herramientas distintas en los aparatos que llevas en la muñeca y en el teléfono.

Los de Google han dado otro paso revolucionario en lo que a aplicaciones se refiere. A partir de ahora, los dueños de un iPhone también podrán descargarse programas en el reloj. Hasta el momento no había soporte para aplicaciones cuando los relojes se vinculaban con un teléfono de la manzana mordida. En concreto, Android Wear 2.0 es compatible con las versiones de Android a partir de 4.3 y con las de iOS a partir de la 9.

Las apps desarrolladas para la versión anterior de Wear seguirán funcionando con la actualización. Sin embargo, ya han aparecido, y seguirán haciéndolo en los próximos meses, nuevas opciones para los relojes que incorporen el sistema operativo modernizado.

El deporte, protagonista en Android Wear 2.0

Una de las categorías estrella de la tienda de aplicaciones dedicada a la nueva versión es la deportiva, donde la oferta se multiplica. Su remodelación se basa en gran medida en Google Fit, la plataforma de Google para monitorizar la actividad física, que también ha sido actualizada.

La herramienta presenta ahora un amplio abanico de entrenamientos para que te pongas en forma. Las posibilidades van desde ejercicios básicos como caminar o correr hasta otros dirigidos al trabajo con máquinas como la cinta o el de subir escaleras. Además, como ocurre en este tipo de aplicaciones, puedes consultar información sobre el ritmo de los pasos o el consumo de calorías.

android_1-mediatrends

Otra de las novedades es que Google Fit permite añadir pequeños widgets a la pantalla principal del smartwatch, por ejemplo, para ver métricas como el número de zancadas. También puedes crear accesos directos a tus entrenamientos favoritos. Y no tendrás que preocuparte si aún no estás en forma, pues la plataforma te invita a fijar un objetivo al día o a la semana, ya sea en términos de número de pasos o de carreras.

Pero la de Google no es la única opción si te planteas emplearte a fondo con el deporte. Otras herramientas como Endomondo, Strava o Runtastic Pro se presentan como buenas alternativas. De todas formas, las variables que vas a poder monitorizar en tu muñeca también dependerán del modelo de reloj. Por ejemplo, el LG Watch tiene GPS y un sensor que mide el ritmo cardíaco.

Un rostro diferente y cambiante

Más allá de la posibilidad de añadir accesos directos, la interfaz de Android Wear 2.0 incluye otras novedades en lo que respecta al diseño. Por una parte, los iconos se han aplanado y los tonos se han oscurecido en general, todo ello con el objetivo de hacer más legibles los elementos de la pantalla y adaptar el contenido a su forma redondeada y tamaño.

Las notificaciones también han sufrido ciertos cambios para volverse menos invasivas. Ahora aparecen como un pequeño mensaje emergente que el usuario puede expandir tocándolo con el dedo, en lugar de ocupar instantáneamente toda la pantalla.

android_2-mediatrends

Asimismo, la navegación incorpora novedades. Deslizando el dedo hacia la izquierda o la derecha sobre el cristal se cambia el tema de la interfaz, para acceder a las notificaciones basta con hacer lo mismo hacia arriba y moviendo el dedo hacia abajo despliegas el menú de configuración. Por último, pulsando el botón lateral del dispositivo aparece la lista de aplicaciones formando un arco.

Google ha bautizado a los diminutos widgets que puedes colocar en la pantalla como nuevos botones personalizados con el curioso nombre de “complicaciones”. Puedes colocar en primera plana la información que más te interese, desde los eventos del calendario hasta la vida de la batería.

La voz de Android Wear 2.0

Aparte de toques y ‘swipes’, otra de las formas en que puedes interactuar con el sistema operativo de Google para ‘smartwatches’ es a través de comandos de voz. Hasta ahora, todos los relojes inteligentes que funcionaban con Android respondían al sencillo saludo “okey, Google”, o bien podías activar el reconocimiento de voz pulsando el botón de encendido.

En Android Wear 2.0 es Google Assistant quien responde a las palabras que pronuncias. Se trata de la nueva y mejorada versión del asistente virtual de los de Mountain View, un sistema inteligente que no solo sabe de vocabulario, sino que también entiende el contexto de las frases.

Dado que la pantalla de un reloj es reducida en comparación con la de un móvil, hablar a tu ‘smartwatch’ puede ser la mejor forma de pedirle que busque algo en Internet o te proporcione cierta información. Te ahorra tener que detenerte y escudriñar la interfaz en busca de la opción adecuada.

Un teclado y un monedero en la muñeca

Para enviar un mensaje en los relojes con el nuevo sistema operativo, podrás seguir recurriendo al tradicional texto. La versión actualizada permite escribir en la pantalla sobre un pequeño teclado virtual. Por otro lado, si deslizas el dedo sobre diferentes caracteres o palabras, la herramienta los une formando términos o frases, como ocurre en los móviles. Además del de Google, el sistema permite a otras apps tener sus propios teclados.

LG-3-mediatrends

Y más allá de las funciones que se esperan de un reloj inteligente, Google quiere convertir estos dispositivos en monederos electrónicos. El sistema de pago Android Pay está disponible para los smartwatches que incorporen la última versión del software y cuenten con tecnología NFC. Sus dueños podrán abonar cantidades con sus tarjetas de crédito en formato virtual desde la pantalla del reloj.

Aunque algunos modelos antiguos como el Moto 360 de Motorola y el LG G Watch no contarán con la actualización, como tampoco lo hará el SmartWatch 3 de Sony, la oferta irá aumentando en el futuro. Así tendrás donde elegir en el caso de que quieras regalar (o regalarte) un reloj inteligente y probar por ti mismo las novedades de Android Wear 2.0.

HACE 3 AÑOS