HOW-TO

¿Teletrabajo? Di que sí con estos 4 trucos

Todavía son muchas las empresas que se muestran reticentes a la hora de permitir a sus empleados trabajar a distancia, pero el teletrabajo está empezando a marcar tendencia, no solo en Estados Unidos, sino también en nuestro país. Teniendo en cuenta que, según la ciencia, hacerlo incrementa la productividad y la calidad de vida, no nos extraña.

Sin embargo, si no estamos acostumbrados, nuestra casa puede acabar convirtiéndose en un auténtico foco de distracciones que, a posteriori, nos obligará a pasar más tiempo del previsto frente al ordenador.

Por fortuna, existen algunas herramientas y trucos que nos ayudarán a sortear estas fatídicas tentaciones. Aquí tienes 4 trucos para hacer del teletrabajo solo un foco de ventajas. 

Aprende a organizarte

mesa-organizada-portatil-mediatrends

Lo primero que deberemos hacer es aprender a organizarnos, estableciendo unos horarios de trabajo que cumpliremos a rajatabla y un calendario o planning. Este puede ser diario, semanal o mensual, pero lo importante será tener distribuidas las obligaciones y entregas de una forma equilibrada y muy visual.

Para facilitarnos la tarea podemos optar por herramientas como Trello, Basecamp, Todoist, Asana e, incluso, por Excel en Drive y Google Calendar.

Además, este tipo de utilidades permiten compartir los documentos con otras personas, algo muy práctico si trabajamos en equipo.

Por no hablar de las ventajas que implica contar con notificaciones que nos recuerden qué tenemos que hacer cada día, lo que se ha quedado en el tintero, etcétera.

Pero si hablamos de listas de tareas no podemos dejar de mencionar a extensiones como Taco, que evita toda la sobrecarga de datos dispersos y los agrupa en el navegador. Para acceder basta con abrir una pestaña nueva e, incluso, cuenta con un modo ‘enfoque’ que favorece la concentración. Con una interfaz más simple, pero también muy parecida, encontramos Papier.

Un escritorio limpio también será clave para evitar distracciones. Y no estamos hablando únicamente del aspecto higiénico y del polvo, sino a los objetos que nos rodean mientras trabajamos. La idea será quitar todo aquellos elementos innecesarios, incluso las libretas y archivadores que no vayamos a utilizar de encima de la mesa.

Además, procuraremos que se encuentre bien iluminada y siempre evitaremos colocar la pantalla del ordenador a contraluz de la ventana; podría acabar siendo perjudicial para nuestra salud ocular.

Extensiones para concentrarte

mujer-mira-portatil-mediatrends

Además de las extensiones comentadas, existen otras pensadas para favorecer la concentración y la productividad.

Es el caso, por ejemplo, de Stay Focusd, que veta la entrada a redes sociales y otros contenidos y que cuenta con unas opciones de personalización que podemos adaptar a nuestras necesidades.

Web Timer resulta similar e integra un sistema de gráficas que evidencia nuestros puntos fuertes y débiles. Simple Blocker, WasteNoTime y Website Blocker –esta todavía se encuentra en fase de pruebas- no se quedan atrás y son igualmente de gran ayuda. Cada una nos permitirá ‘apretar más o menos la correa’ en función de nuestra capacidad de dispersión.

Para favorecer la productividad encontramos aplicaciones que tratan de agilizar la página de inicio de Chrome y que incluso nos dicen el tiempo que nos llevará leer un texto determinado para permitir que nos organicemos mejor. Es el caso de Incredible StartPage –que nos deja ubicar y visualizar los marcadores favoritos, encontrar las pestañas cerradas de forma más ágil, administrar las aplicaciones web, etcétera– y Reading Time –que cuenta incluso con parámetros para favorecer la lectura-.

No abuses del móvil

El móvil se postula como otro de los grandes enemigos de la productividad. Y si bien en la oficina contamos con la ‘presión’ del grupo, no ocurre lo mismo cuando nos encontramos en la intimidad de nuestro domicilio. Por ello, resulta conveniente utilizar aplicaciones capaces de bloquear o limitar su acceso al menos durante determinados intervalos de tiempo.

Forest es una de ellas. Su planteamiento es sencillo: si no usamos el teléfono durante un tiempo preestablecido conseguiremos que nuestro árbol crezca y, a la larga, crear un bosque virtual.

Con Focuslock y Flipd, por su parte, podemos seleccionar las apps que queremos bloquear y durante cuánto.

Y si buscamos una opción más radical, siempre podemos decantarnos por Study Helper, que hasta dispone de un modo hard que bloquea el terminal por completo.

Descansa y aprende a desconectar

mujer-dormida-sobre-portatil-mediatrends

A pesar de que, hasta ahora, la mayoría de nuestros consejos han ido enfocados a evitar distracciones, otro de los grandes errores que podemos cometer cuando trabajamos en casa apunta justo en la dirección contraria: no saber desconectar. Y aquí tienen cabida desde prácticas como no realizar ningún descanso durante la jornada hasta otras como convertirse en un auténtico adicto del e-mail.

Respecto a esto último, también nos estamos refiriendo a herramientas de productividad tipo Asana o Slack que, a priori, no recomendamos instalar en el móvil, sobre todo si nuestro puesto no conlleva salidas a reuniones, ruedas de prensa y similares. ¿La razón? Que si recibimos una notificación cuando hemos terminado la jornada es fácil caer en ella. Y desconectar es clave para alejarnos del estrés.

En cuanto a los descansos durante la jornada, resulta fácil perder la noción del tiempo cuando nos encontramos frente al ordenador. De hecho, uno de los males frecuentes es olvidarse de comer. Aquí la clave será hacer muchos, pero cortos, y aprovecharlos para estirar las piernas y mitigar un poco los efectos de tanto sedentarismo. Podemos aplicar la técnica Pomodoro, que radica en combinar periodos de trabajo de 25 minutos con pausas de cinco, aunque todo dependerá de las necesidades de nuestro trabajo.

HACE 3 AÑOS