TENDENCIAS

Adiós a la obsolescencia programada de tu móvil: la Unión Europa toma medidas

La Unión Europea está decidida a acabar con la obsolescencia programa. Y por eso acaba de aprobar un informe de la Comisión que tendría como objetivo crear una ley que prohíba a los fabricantes de smartphones seguir practicando la ‘obsolescencia planificada’. Una técnica real, que permite a las empresas tecnológicas, de manera voluntaria, acortar la vida útil de sus productos mediante diferentes técnicas para estimular sus sustitución por uno nuevo. El objetivo es claro: cuanto menos dure un dispositivo, el consumidor antes se verá obligado a comprar otro.

La Unión Europea contra la obsolescencia programada

En concreto, la Unión Europea ha lanzado ya una serie de recomendaciones a las empresas fabricantes de teléfonos para que sus dispositivos sean fáciles de reparar, al tiempo que sugiere que todos sus componentes sean extraíbles para su sencilla reparación.

Y es que no es que los consumidores deseen cambiar constantemente su teléfono, sino que, en muchos casos, están obligados a hacerlo. Según el Eurobarómetro de 2014, el 77% de los consumidores europeos prefería reparar sus dispositivos antes que comprar uno nuevo. 

El informe, de hecho, propone incluso un sistema de puntuaciones basado en la facilidad del teléfono para ser reparado. Así el usuario podría tener consciencia fácilmente si su terminal es fácil de reparar o no una vez que su teléfono le dé problemas e, incluso, antes de realizar la compra del mismo.

moviles-mediatrends (2)

A su vez, los productos muy fáciles de reparar recibirían una etiqueta especial.

Apple, Samsung y Microsoft encabezan la lista de las empresas que más practican la obsolescencia programada, según Greenpeeace.

No en vano este informe llega poco después de la publicación del primer ranking de Greenpeace de las empresas de tecnología a la vanguardia de la obsolescencia programada. Según esta ONG, Apple, Samsung y Microsoft encabezan esta lista.

Recomendaciones para los usuarios y el medio ambiente

movil-medio-ambiente-mediatrends

Por si todo esto ni fuera suficiente, la Unión Europea también ha hecho una serie de propuestas:

  • Eliminar los pegamentos de las partes esenciales para que sean más fáciles de reparar.
  • Bajar los precios de los componentes críticos de los móviles.
  • Incentivos económicos para los países miembros de la UE que fabriquen teléfonos fáciles de reparar y duraderos.
  • No obligar a los usuarios a tramitar la garantía en el servicio oficial.
  • Extensión automática de la garantía del terminal si el proceso de reparación dura más de un mes.

Asimismo, el informe también menciona su preocupación por el medio ambiente debido a la excesiva cantidad de residuos generados y emitidos por la obsolescencia programada.

¿Pasaremos de recomendaciones a una ley?

parlamento-europeo-mediatrends

No obstante, de momento, todas estas propuestas son recomendaciones de la Unión Europa a los fabricantes, lo que significa que no están obligados a cumplirlas.

A tal efecto, es fácil imaginar que los fabricantes las ignorarán si tenemos en cuenta que la telefonía es un negocio que mueve miles de millones de euros al año, por lo que no interesa que un terminal dure más de dos años, aproximadamente.

Habrá que esperar si la Unión Europea se queda finalmente en meras recomendaciones o si va un paso más allá y acaba impulsando una ley que obligue a las compañías tecnológicas a cumplir tales medidas.

¿Te imaginas un móvil que durase 10 años? A nosotros nos cuesta, pero quizás no estamos tan lejos.

HACE 3 AÑOS