HOW-TO

10 ideas para hacer fotografías en el agua

Los ríos, los lagos, las piscinas y las playas nos ofrecen grandes posibilidades para conseguir unas imágenes diferentes y creativas. No te pierdas estas 10 ideas para hacer fotografías en el agua.

1) Lo primero de todo: protege tu equipo

Ya lo vimos en el artículo en el que hablamos sobre cómo fotografiar en circunstancias climáticas adversas. Lo más importante es asegurar y proteger tu cámara y objetivos para que no entre nada de agua y la experiencia acabe en tragedia. No vale con una simple bolsa de plástico bien cerrada. En las ocasiones en las que tengas que sumergir tu equipo es preferible que optes por soluciones profesionales.

fotografia-submarina-mediatrends

Las cámaras fotográficas son auténticos compartimentos estancos para la luz, pero no para el agua. Necesitarás carcasas que te permitan hacer la foto, pero con la total seguridad de que no va a entrar ni un poco del líquido elemento.

Una buena opción son estas fundas para diversos tipos de cámaras.

2) La fotografía acuática por excelencia: la submarina

Para esta faceta fotográfica necesitarás un equipo algo especial, ya que las fundas no protegerán lo suficiente la cámara y no podrán hacer nada contra la presión que se soporta en las profundidades marinas.

Lo mejor es optar por carcasas especiales para este tipo de disciplina, que pueden ser metálicas o de policarbonato, y que permiten modificar los ajustes y disparar.

foto-submarina-mediatrends

Una de los elementos a tener en cuenta es la iluminación. Ten presente que estarás actuando en un entorno con escasa o nula luz, por lo que necesitarás un dispositivo artificial para iluminar la escena. Estoy hablando de un flash incorporado, preferiblemente con algún modificador para suavizar la luz (difusor).

En cuanto a los motivos que puedes encontrarte, la fotografía submarina te proporcionará la oportunidad de retratar multitud de peces y habitantes marinos distintos en su hábitat. Desde los más pequeños hasta los más grandes como ballenas. No desaproveches las ocasiones en las que la luz natural entre e ilumine tenuemente las profundidades ya que se crearán unas escenas mágicas perfectas para encuadrar a estos modelos acuáticos.

fotografia-submarina-submarinista-tortuga-mediatrends

3) Las olas como recurso

No le quites todavía la carcasa o funda a tu cámara, porque la vas a necesitar, ya que ahora vamos a salir ligeramente a la superficie del mar para jugar con las olas. Estos fenómenos son tremendamente fotogénicos y nos ofrecen muchas posibilidades para realizar fantásticas fotos. Aparte del típico surfista cabalgando la ola, el fotógrafo puede llevar la imagen a otro nivel.

ola-mar-mediatrends

Piensa en la ola como un marco para la puesta de sol. El atardecer, recuerda, es uno de los mejores momentos para tomar fotografías, porque su luz es suave y tiene un color especial. Aprovecha este instante para meterte en el agua con tu cámara bien segura dentro de una funda e intenta atraparlo cuando una ola va a romper. No es fácil conseguirlo a la primera, pero entre intento e intento seguro que te lo pasarás genial.

Además, también puedes usar las olas para tomar fotografías que estén entre los dos mundos: el terrenal y el submarino. Son muy plásticas, toman formas sinuosas y si haces la foto en el momento justo, se puede ver lo que hay bajo el agua, pero también la superficie.

mar-mediatrends

4) Atrapa los deportes acuáticos

El agua es el escenario de muchos deportes que quedan fenomenal en cámara. Piensa en la natación, buceo, surf, remo, vela… Todos ellos tienen en común que necesitarán velocidades de obturación bastante rápidas para atrapar su movimiento.

Además, te obligarán a usar distancias focales largas, los teleobjetivos, porque normalmente se desarrollan lejos de la posición del fotógrafo.

nadador-croll-mediatrends

5) El movimiento del agua

Otra idea para fotografiar en el agua es captar su movimiento. Cuando nos disponemos a tomar imágenes de un río o de una playa, por ejemplo, la tentación suele ser disparar con velocidades de obturación rápidas, pero otra opción es todo lo contrario. Ajusta un tiempo de exposición un poco más lento para dejar que el agua corra y parezca seda.

cascada-agua-mediatrends

Esto plantea un problema: al entrar mucha luz por parte de la velocidad de obturación, las fotografías corren el riesgo de sobrexponerse. Para contrarrestar esto puedes hacer lo siguiente:

  • Realiza la foto con poca iluminación natural (atardecer, amanecer o en sombra).
  • Configura una sensibilidad ISO baja.
  • Cierra el diafragma.

6) La atracción de las cascadas y saltos de agua

Otra de las situaciones en las que puedes poner en práctica la técnica del agua en movimiento es cuando te enfrentas a cascadas. Son de las escenas más atractivas en la naturaleza. Necesitarás una velocidad de obturación menos lenta porque suelen ser elementos que se mueven más rápido que un río o la marea de una playa.

retrato-agua-chica-mediatrends (2)

Las cascadas y saltos de agua son perfectos para componer. Si lo piensas detenidamente, tienen muchos elementos geométricos como las líneas verticales, zigzags, diagonales… Encuadra correctamente para hacer que la cascada tenga una dirección. Una buena solución es hacer que el río que forma salga por una de las esquinas inferiores.

7) Aprovecha el efecto espejo

El agua, cuando no se mueve, también es un verdadero placer para los fotógrafos de paisajes. Gracias a ella podemos usar la superficie como si fuera un espejo. Así se reflejarán las montañas, los edificios y cualquier otro sujeto que se encuentre en la parte de arriba. Podemos ver este efecto en lagos, en mares en calma o en charcos provocados por la lluvia.

foto-paisaje-esfecto-espejo.mediatrends

Recuerda que una de las reglas o técnicas de composición era la de los tercios, en la que había que situar el horizonte en una de las líneas imaginarias que dividían el encuadre en tres. Ponerlo en la de arriba o abajo dependía de la importancia que quería darle el fotógrafo al cielo o a la tierra. Pues bien, en el efecto espejo tanto lo de arriba como lo de abajo compiten en importancia. Por eso es buena idea situar el horizonte justo en el centro, dando a la fotografía una total simetría.

8) El escenario perfecto para los retratos

Un ambiente acuático es, sin duda, uno de los mejores lugares donde realizar una sesión de fotos a un modelo. Puedes utilizar el agua de mil formas distintas: retratar a la persona sumergida en una piscina; un primer plano de la cara fuera del agua de una bañera; saliendo del mar provocando una explosión de gotas… La imaginación es tu única barrera.

retrato-agua-chica-mediatrends (1)

Lo único que tienes que decidir es qué plano vas a tomar y elegir una distancia focal adecuada. Piensa si le vas a dar mucha importancia al escenario, por lo que necesitarás un plano general (angulares), o destacar ante todo el rostro del modelo, usando así un primer plano (normales y teleobjetivos).

retrato-creativo-chica-agua-blanca-mediatrends

9) Diviértete con los saltos

Una de las mejores formas de fotografiar a nuestros amigos y familiares durante las vacaciones estivales es hacer que salten al agua. Son fotos muy divertidas y nos transportan a nuestra niñez.

Para ello, configura tu cámara para tomar imágenes de alta velocidad con un tiempo de exposición muy rápido y modo ráfaga.

perros-agua-mediatrends

También puedes realizar la técnica de la foto-secuencia, que consiste en realizar una ráfaga de toda la escena sin mover la cámara, para lo que necesitarás un trípode. Luego, con un programa de postproducción, unirás todas las fotos y harás visible al retratado en cada posición, dando la sensación de que se mueve dentro del encuadre.

10) La magia de las gotas

Y, para finalizar, vamos a adentrarnos en la fotografía macro de las gotas de agua. Son unos elementos muy versátiles que nos van a dar muchísimo juego. Prueba, por ejemplo, a realizar fotografía de alta velocidad y a intentar coger justo el momento en que choca contra el agua.

gota-agua-mediatrends

También puedes usarla como si fuera una lupa. Con un cuentagotas colócala en la hoja de una planta, por ejemplo, y sitúa detrás un objeto. Verás que la gota refleja, invierte y magnifica lo que tiene a su espalda.

HACE 2 AÑOS