RANKINGS

Las 10 mejores cuentas parodia de Twitter

Mientras los bots siguen haciendo de las suyas y cada día se vuelve más estrecho el cerco entre la cuenta real y la falsa, es justicia recordar a todos aquellos perfiles que, bien por escarnio o simple chanza, mantienen cuentas parodia en Twitter durante años. A cada político, cantante y simple famoso le brotará una justa réplica en forma de hipérbole twittera.

Acerquémonos a esos perfiles seguidos por miles de personas que no son lo que parecen, con una perspectiva bastante audaz de lo que entendemos por ficción. Antes de que se acaben, porque la batalla se ha recrudecido: Facebook ha realizado una ofensiva contra las cuentas de spam y todo aquello que huela a falso. Pero hoy hablamos de comedia, no de manipulación informativa.

Espeonza Aguirre

esperanza-aguirre-twitter-parodias-mediatrends

Existen toneladas de perfiles orientados a políticos de mayor o menor estafa, siempre buscando colar una noticia o declaración que no es. Durante los primeros años en Twitter no era fácil distinguir verdad y ficción. Hasta que las normas fueron claras: si quieres hacer parodia, indícalo claramente en la biografía de la cuenta. El resto ya es cosa del receptor.

El caso de Espeonza Aguirre es un magnífico ejemplo de comedia bien llevada. Hay chistes con cierta inquina, claro, pero sobre todo hay un ácido sentido del deber para con la aristócrata y política madrileña. Imperdible.

Góngora y Quevedo

df

Se han dicho cosas feas, muy feas. Y sus rencillas perviven a través del tiempo y de Twitter. La verdad es que, de estos poetas (madrileño y cordobés), quedan sus obras, pero eso no significa que no se pueda seguir jugando con su popular y eterna desavenencia.

Góngora Revixit sentencia que ‘todo es culpa de Quevedo, él puso de moda la chabacanería y la ignorancia’. Quebebo Villegas, en cambio, es más sutil: ‘El Siglo de Oro iba para Diamante pero Góngora nos jodió la nota media’. Quizás deberían hacer las paces: han pasado cuatro siglos y, entretanto, se ha escrito mucha poesía.

Chuck Norris

Chuck no miente. Sus puños tampoco. El hombre más duro a este y aquel lado del oeste sabe lo que tiene que decir y es contundente en sus FACTS. Una cuenta llena de cachondeo que recuerda demasiado al original.

Dios y Jesucristo

fg

Nuestro señor Jesucristo y su santo padre también cuentan con un espacio privilegiado en Twitter. El primero se ido transformando en una parodia cada día más adolescente, llena de bromas privadas.

El segundo es un afilado humorista que colabora en distintos medios nacionales y ha publicado su verdad en papel. Así que nada de mito: el verbo se ha hecho carne.

La Reina Isabel II

Una reina con una perspectiva política ácida, que cree en los antiguos valores, que defiende su patria por encima de todo. Esta es la monarca británica. En más de una ocasión, su visión satírica de las políticas actuales entronca con las conclusiones populares de la oposición. ¿Se puede pedir más?

Kim Jong-Un

ef

Este norcoreano ha sido ampliamente aceptado como el oficial, tan verdadero como el original. Más de 700.000 personas lo aseveran. Twittero de largo recorrido, su éxito no se basa en buenos chistes puntuales: las clava todas.

Parte de su popularidad radica en su constancia: está en los momentos decisivos, como un buen presidente.

Elon Musk aburrido

Ya conocemos todos al Iron Man de la vida real, ese todopoderoso creador que está cambiando nuestra forma de entender el transporte de alta velocidad, los coches autónomos y hasta los viajes interestelares.

Bored Elon Musk es una interesante perversión donde el personaje ha devorado a la persona y opina de todo, de cualquier tontería, sin filtro. Y más de millón y medio de personas lo celebran. Tal vez porque algunos de sus tuits son sugerentes ideas para desarrollar en un futuro. O en un pasado.

Harry Potter crecidito

El Arry Pottah de Twitter tiene bastantes problemas para lidiar con la fama —técnicamente estaríamos hablando de su encarnación actoral por mano de Daniel Radcliffe— y combate las malas críticas con memes. Está bien, hablamos de un personaje de ficción, ni siquiera podría tener cuenta de Twitter, acaso una fanfic orquestada por su madre conceptual, J. K. Rowling. En cualquier caso, más de 180.000 personas están listas para escuchar qué tenga que decir.

Donald Trump

¿Y si Donald Trump, en vez de gobernar con fortuna dispar sobre la capital del planeta se dedicara a realizar dibujos completamente infantiles, rayando lo idiota? Eso es Trump Draws, un meme inagotable —a juzgar por el casi medio millón de followers que favoritean sus tuits— donde se da rienda suelta al InDesign para la diversión de todos. Qué sería de nosotros sin un poco de comedia.

Davyd Linch

lynch

Imagina que alguien, en su tiempo libre, se ha molestado en entender la psique del gran cineasta de Montana. Tal vez no acumule muchos seguidores, pero este Lynch de marca blanca donde se cambian las íes es una lúcida parodia del original, capaz de confundir al seguidor avezado del autor más onírico de Hollywood. Irregular, sí, pero una perita en dulce que no puede dejar pasar ningún fan de su filmografía.

Una pena que cuentas como Lourinho —basándose en el popular entrenador de fútbol portugués— hayan desaparecido. Lo mismo con Not Zuckeberg. No hay que confundir, en cualquier caso, aquellas cuentas fan creadas para loar con el fake propiamente dicho, aquel que puede hacerse pasar por el original según el caso. Aunque no pocas veces el fenómeno fan se transforma en un monstruo y acaba tomando el cariz de una parodia sutil.

HACE 2 MESES

 

¿Tienes algo que añadir a esta historia? Compártelo en los comentarios.

Deja un comentario