REVIEWS

9 gadgets inventados por el cine que ya son realidad

GADGETS-CINE-MinorityReport

El cine nos ha dado grandes inventos a lo largo de sus 120 años de historia. Coches voladores, zapatillas que se autoajustan, pantallas táctiles, realidad aumentada o smartwatches son sólo algunos ejemplos.

Y es que, admitámoslo, a todos nos gustan estas películas que se atreven a fantasear con objetos o artilugios que, supuestamente, existirán en el futuro. Y tras tantos inventos, era previsible que algunas de estas visiones se convirtieran, tarde o temprano, en realidad.

Por eso (y para que rindamos al cine el homenaje que se merece) repasamos 9 gadgets que surgieron del celuloide para instalarse en nuestras vidas.

1. Realidad Aumentada

Sylvestrer Stallone intimaba con Sandra Bullock virtualmente, mediante unas lentes de realidad virtual. Corría el año 1993 y el film era “Demolition Man”. Para muchos, era simplemente una ida de olla de los directores.

22 años después, la Realidad Aumentada ha llegado a nuestras vidas y parece que viene para quedarse. Dispositivos como las gafas Oculus Rift o Samsung Gear VR te harán sentir la experiencia de estar en lugares que jamás pisarás, mientras que plataformas, como Facebook, ya trabajan en versiones de Realidad Virtual para sus apps.

“Ejem… ¿Y sexo, como en la peli?…“, te preguntarás…. ¡Pues también, viciosillo! O, si no, mira cómo disfrutan estos chicos con un casco de realidad virtual de Samsung, en el que se les proyectaban vídeos de VirtualRealPorn.

2. Coche volador

El cine nos ha mostrado multitud de artículos flotando por los aires, desde alfombras, brujas con sus escobas y hasta coches voladores, como el taxi de Korben Dallas en “El Quinto Elemento” (1997). Y mientras tú piensas que eso no lo llegarás a ver jamás, te debo decir que sí. Y es más: muchísimo antes de lo que esperas.

Y es que el Aeromobil 3.0 ha debutado este año en el Pioneers Festival, dejando a todos asombrados con sus demostraciones de vuelo. Mira y alucina.

Pese a que empezó a gestarse en 1990, no fue hasta 1994 cuando el Aeromobil hizo su primer vuelo. Ahora ha llegado a su evolución definitiva y saldrá a la venta muy pronto, según se rumorea.

Con dos únicas plazas disponibles, este coche volador es capaz de circular a más de 160 km/h y volar a más de 200 km/h, pudiendo despegar y aterrizar en cualquier tramo de unos cien metros de asfalto, tierra y hierba. Y todo ello, usando la misma gasolina que cualquier turismo.

3. Smart Home

“Sueños Eléctricos” (1984) nos mostraba un hogar automatizado, totalmente controlado por ordenadores. En este fragmento, por ejemplo, el ordenador acompañaba la música que la chica toca.

Hoy en día, el hogar automatizado está cada vez más generalizado: neveras que te dicen qué debes comprar o qué comida ha caducado, robots de cocina capaces de descargarse menúes directamente de la Red o poner la lavadora desde el trabajo ya es posible.

4. Zapatillas autoajustables

Nike-Mag-Retour-Futur-Film-Replique-03-750x400

Quizás es uno de los inventos que más ilusión nos hacen. Las vimos en “Regreso al futuro II” (1985) y envidiamos a Martin McFly hasta el infinito.

Tras años de espera y especulaciones, Nike ha confirmado que las zapatillas saldrán a la venta este 2015, bajo el nombre de Nike Air MAG. Eso sí: aún no sabemos ni precio ni fecha. Pero ya se sabe: la felicidad no tiene precio (o quizás sí…).

5. Viajes espaciales

El hombre no llégó a la Luna hasta 1969 (y aún hoy, hay quien discute que eso sea o no realidad). Pero sesenta y siete años antes, Georges Mèlies revolucionaba a sus coetáneos con “Viaje a la Luna” (1902), un film que mostraba un viaje a la Luna y que supuso una de las primeras películas en contar con un verdadero argumento.

Ahora la Luna ya ha pasado a segundo lugar y el objetivo es Marte: el proyecto privado Mars One acaba de anunciar los 100 preseleccionados para viajar a Marte, con el fin de establecer una colonia humana en el planeta rojo.

6. Vallas publicitarias digitales

Si has visto “Blade Runner” (1982), no habrás podido olvidar aquella escena del coche que pasa sobre una valla publicitaria digital, en la que una geisha come un caramelo.

Hoy en día, no nos sorprenden. Pero imagínate a principios de los 80, cuando nadie había visto jamás una valla publicitaria, si lo hubiéramos llevado a Times Square, donde se encuentra la valla publicitaria más cara del mundo, así como el anuncio interactivo más grande el mundo.

Valla publicitaria interactiva de Google en Times Square (NY)
Valla publicitaria interactiva de Google en Times Square (NY)

7. Escáneres que desnudan

aterriza-como-puedas-II

Esto es lo que muchos de vosotros desearíais tener y que ya anticipó “Aterriza como puedas II” (1982).

En 1982 no existían, pero ahora sí. Sin embargo, desde un inicio, los escáneres de cuerpo, que ya se encuentran en algunos aeropuertos, han generado mucha controversia, ya que, como en el film, prácticamente desnudan en su totalidad a los pasajeros, en esta era del control y la paranoia total.

8. Pantallas táctiles

¿Cuántas veces has imaginado mover las pantallas con sólo mover tus manos, como hacía Tom Cruise, en “Minority Report” (2002)?

No hace falta decir que hoy en día estamos súper acostumbrados al mundo digital táctil, con los smartphones y tablets. Y aunque las interfaces táctiles que utiliza Tom en el filme aún no las tenemos disponibles, estamos muy, muy cerca.

9. Coche autónomo

taxi-demolition-man

“Desafío total” (1990) mostraba coches, en los que no eran necesarios los conductores. Un simple robot se encargaba de todo: el mítico “Johnny Taxi”. Y entonces nos parecía pura ciencia ficción.

Pues bien. Los coches autónomos, no son sólo una realidad, sino que se han convertido en una auténtica prioridad para muchas marcas. Sin ir más lejos, Apple o Google están creando sus propios coches autopilotados, mientras que rumores indican que Sony o Uber podrían estar haciendo lo mismo.

coche-autonomo-apple
Diseño prototipo del cohe autónomo de Apple

Se dice que lo coches de Google estarán listos en una plazo de dos a cinco años. Así que ya puedes ir imaginando lo que será pedir un taxi desde tu smartphone y que éste te recoja sin conductor. Queda poco para vivirlo.

HACE 5 AÑOS