COMPARATIVAS

Cables baratos o caros, ¿son todos iguales?

Los hay de todos los tamaños, grosores, colores, longitudes, formas, con diferentes conectores y cabezales, recubiertos de plástico, tela, transparentes, de colores, con luces… El mundo de los cables para equipos de audio y vídeo es casi infinito, al igual que sus precios y las formas de colocarlos en tu casa.

Y claro, cuando vas a la tienda a elegir el modelo que necesitas te asaltan las dudas: ¿Cuál me compro: el barato o el caro? ¿De verdad son todos los cables iguales, como dicen en muchos sitios de Internet, o hay diferencias? ¿Merece la pena apostar por un modelo de calidad o vale cualquiera comprado en los chinos?

 

Cables para señales analógicas

Cables RCA video compuesto

Aunque en los últimos años la mayoría de equipos de audio y vídeo utilizan ya tecnologías digitales, todavía existen algunos como DVDs, receptores de TDT, incluso consolas que utilizan cables para señales analógicas en la transmisión del vídeo y audio.

En este tipo de cables las señales pueden verse afectadas por interferencias electromagnéticas que perjudicarán su integridad de forma perceptible por el usuario, introduciendo ruidos en el sonido y múltiples efectos perjudiciales en las imágenes.

A la hora de transportar  audio y vídeo analógicos se nota, y mucho, la calidad del cable que utilices. Es conveniente contar con uno grueso, bien apantallado que evite que se cuelen frecuencias indeseadas, especialmente si lo tienes cerca de una antena de televisión o radio, si pasa al lado de la corriente eléctrica, de algún motor, equipo de ventilación, etc.

Cbles audio minijack

Si además quieres llevar la señal a una distancia lejana (algo muy común en el caso del sonido) necesitarás mejorar proporcionalmente  su revestimiento y el grosor de su conductor interno, para evitar pérdidas de potencia y la consiguiente merma en la calidad. ¡Huye de los cables finústicos para largas distancias!, a la larga te darán problemas.

Esto no quiere decir que tengas que dejarte una fortuna. En la tienda encontrarás modelos bastante económicos que cuentan con todo lo necesario para ofrecerte buen rendimiento a precios contenidos

 

Cables para señales digitales

conector HDMI

En múltiples blogs y redes sociales te dirán que las interferencias electromagnéticas afectan menos a las señales digitales, por lo que la calidad de los cables que las transportan no importa tanto como en el caso de los analógicos. Esto es verdad, pero solo a medias.

Es cierto que al transmitir únicamente unos y ceros (la típica señal digital) resulta más sencillo diferenciar qué dato le está llegando al receptor y que, en el caso de cables como HDMI o DVI la señal o llega perfectamente a su destino o no lo hace (bueno, aquí hay matices, ya que puede llegar parcialmente).

Sin embargo, el tipo de cable que utilices determinará si se entrometerán artefactos digitales que empeorarán la señal de vídeo y audio y sobre todo cómo de lejos podrás conectar tus dispositivos.

interferencias señal digital
Ejemplo de artefactos digitales causados por interferencias en el cable

Por ejemplo, para distancias cortas de menos de dos metros, casi cualquier cable te dará un buen resultado en condiciones de bajas interferencias (es decir, en una instalación doméstica normal que no esté cerca de un motor, alta tensión , etc.) Pero si lo que quieres es llevar tu señal más allá de tres metros, la cosa cambia, ya que a medida que aumenta la distancia necesitarás un cable mejor construido para no tener problemas. Si esta es tu situación:

  • Busca un modelo grueso, bien apantallado electromagnéticamente
  • Intenta que tenga unos conductores internos de calidad
  • Si tiene un baño de oro, mejor que mejor, aunque no es imprescindible
  • Trata de que sea flexible, porque seguramente tendrás que doblarlo en algún recodo
cables fino o grueso
Cable HDMI fino y barato VS grueso y caro

También es importante que te fijes en cómo son los conectores y en la construcción de los cabezales de plástico que los protegen. Una de las diferencias más habituales entre un cable barato y uno caro la encontrarás ahí. Los de más calidad tienen mejores tolerancias al enchufe y desenchufe continuo que muchas veces harás en tus equipos de cine en casa y no se estropearán ni darán de sí aunque los quites y pongas muchas veces.

Sin embargo, un cable barato hecho con materiales pobres se conectará perfectamente las primeras veces pero rápidamente comenzará a ceder, de forma casi imperceptible para la vista, pero sí para tus equipos de imagen y sonido, causándote problemas de cortes en la señal repentinos durante pequeñas fracciones de tiempo por malos contactos.

 

Cables de fibra óptica y de red local

cable fibra óptica

Los cables de fibra óptica  entrarían dentro de la categoría de digitales, ya que transportan una señal de este tipo, aunque no lo hacen utilizando electricidad, sino luz. Son, por tanto, inmunes a las interferencias electromagnéticas, pero no por ello debes descuidar su construcción. Conviene que busques un modelo con un recubrimiento decente y con conectores finales firmes que no se doblen ni permitan que la delicada fibra de su interior se quiebre con facilidad cuando los retuerzas.

En cuanto a los cables para tu red local, los famosos Ethernet, sí se verán afectados por las interferencias electromagnéticas y podría darse el caso de que obtengas cortes en la conexión, interrupciones constantes y descensos de velocidad en los casos más graves. Para evitarlo sigue estos consejos:

  • Apuesta por un cable de mayor calidad cuanto más lejos necesites llevar tu red. Para distancias de un par de metros casi cualquiera te valdrá, pero si necesitas 10 o más metros, busca uno decente con un buen apantallamiento y recubrimiento.
  • Fíjate en que sea de tipo CAT 5 o superior. Así te asegurarás de poder instalar redes de hasta 1 Gbps sin problemas.
  • Siempre que sea posible, trata de alejar los cables de red de los eléctricos, evitando así posibles interacciones indeseadas y las molestas interferencias.

cable ethernet 5 metros

Como ves, no todos los cables son iguales ni dan el mismo rendimiento, sobre todo si necesitas largas distancias de conexión o si vives rodeado de posibles interferencias electromagnéticas. Apuesta por un cable robusto, grueso, con buen apantallamiento en los de mayor longitud (más de tres o cinco metros, según el tipo) y te asegurarás de obtener la mejor calidad de audio y vídeo en tus equipos de imagen y sonido.

 

HACE 5 AÑOS