TENDENCIAS

Spiky: la cortina de ducha que te pincha a los 4 minutos

La artista francesa Elisabeth Buecher ha creado Spiky, una cortina de ducha con pinchos de plástico, que a los cuatro minutos exactos se hincha automáticamente ocupando todo el espacio. Fin del aseo y fin del derroche de agua.

Mi ducha es un guerrero verde” afirma la artista.

Cuatro minutos: ¿tiempo suficiente para una higiene funcional?

El debate a ‘aclarar’ es el de los cuatro minutos. Es necesario saber si ese tiempo puede o no ‘dejarte a medias’. Para una higiene diaria puede que sea tiempo más que suficiente, pero no para un momento de relax tras una dura jornada de trabajo, por poner un ejemplo. Por no hablar de esos momentos en los que compartir se convierte en una buena acción y también en un ahorro energético, aunque de otra manera.

Sea como fuere, la ducha es un rincón íntimo que posibilita grandes momentos de distensión. Programarlo temporal, mecánica y eficientemente no parece una buena idea, salvo si gestionas hoteles (puede darle un plus de exotismo) o si gestionas descendencia adolescente.

Precio y disponibilidad

ducha1

El invento aún no está a la venta y puede que jamás lo esté. Consiste más bien en una opción divertida de concienciar sobre el derroche cotidiano de agua y energía que, muy a menudo, ignoramos. La pretensión es interesante aunque el futuro del ahorro energético en la ducha va más bien por estos otros derroteros, como ya explicamos.

De cualquier modo, y aquí vienen los juegos fáciles de palabras, el invento es ‘un puntazo’; la idea será ‘poco clara’ pero la intención no se ‘deshincha’, en el precio igual ‘te clavaban’, etc.

Y ahora cerramos los ojos y nos imaginamos al típico presentador trajeado de teletienda años 60, sonrisa brillante y voz pretendidamente comercial. Vemos como nos señala directamente con el índice mientras enuncia las siguientes preguntas: ¿alguna vez ha tenido un invitado que se dedicara a malgastar su agua caliente? ¿tiene un hijo adolescente que se pasa horas enteras bajo la ducha? ¿Tiene un hotel y ve cómo sus ingresos se escurren por el desagüe? Ponga solución a eso con este maravilloso invento…

Y de repente aparecen unos pinchos que te atrapan cual insecto en las fauces de una planta carnívora. El inquilino tendrá que abandonar el aseo, so pena que un cono de plástico le acabe sacando un ojo…

HACE 3 AÑOS